Category Archives: Gatos

Cómo elegir una bandeja para gato

La bandeja para gato, un básico muy importante.

 

Bandeja de arena para gato - WakuplanetEscoger la bandeja adecuada para tu gato es muy importante.
Hay muchos estilos, materiales y tamaños entre los que escoger y para que te resulte más sencillo, aquí tienes unos cuantos consejos que te ayudarán a elegir entre muchos modelos:

La elección ideal

Lo más importante es que la bandeja o cubículo sea atractivo para tu gato y compatible con el tipo de arena que utilices. Por ejemplo, las bandejas cubiertas automáticas requieren un tipo de sustrato especial.

La caja de arena o bandeja de gatos tiene que ser fácil de limpiar, duradera y que tenga buena ventilación y visibilidad. El tamaño debería estar determinado por el número de gatos que la van a utilizar y su tamaño (para gatitos, utiliza una bandeja menos honda y para adultos una en la que puedan escarbar bastante).

Una vez escojas el modelo que más te convenga y que sea de un material plástico duradero, sitúalo en una zona tranquila para que tu gato se sienta a gusto.

Tipos de Bandejas para gatos

En el ‘universo’ de las bandejas y cajas para gatos encontrarás cinco tipos muy diferenciados. Aquí tienes los pros y contras de cada uno:

  1. Bandeja descubierta: el complemento de higiene para gatos básico es una cubeta rectangular. Es el modelo más barato y puedes encontrarlo en muchas formas, colores y alturas. Es fácil de limpiar y la mayoría de gatos prefieren este tipo de bandejas descubiertas.
    En contra: desprenderá olores si no se encuentra en una zona ventilada.
  2. Cajas de arena para gato cubierta o baño para gato:  Algunas bandejas rectangulares vienen con una tapa que la convierte en una especie de cubículo. El gato se siente más protegido y con más ‘privacidad’ a la vez que se evitan restos fuera del recipiente cuando escarban.
    En contra: algunos de estos modelos pueden desprender olores ya sea porque no tienen ventilación o porque no se cambia el filtro de carbón activado que llevan en la parte superior. Si hay más gatos en la habitación, el que está dentro del cubículo puede llegar a sentirse atrapado y amenazado una vez está dentro.
  3. Cajas autolimpiables: alunas compañías han desarrollado modelos que se limpian solos gracias a un sensor que se activa unos minutos después de que el gato haga sus ‘necesidades’.
    En contra: requiere recambios que suelen resultar bastante costosos y que la garantía de fábrica sólo suele ser de 1 año. 
  4. Cubículo con ‘colador’: hay algunos diseños de cajas para gatos que consisten en dos partes –una encima de otra- que, en medio, tiene una bandeja con rejilla de manera que, cuando el gato la utiliza, es fácil levantar la tapa y alzar el colador con las heces depositando la arena limpia en el fondo.

Consejos de compra:

  • Si no estás seguro de qué tipo de caja prefiere tu gato, ofrécele dos y observa su comportamiento. La que más utilice, claro está, será la que más le gusta.
  • Las bandejas abiertas son fáciles de limpiar, duraderas y fáciles de airear en espacios abiertos.
  • Cuando utilices una caja de arena cubierta, nunca pongas ningún peso encima porque si se cae, asustará a tu gato y no querrá volver a entrar en ella.
  • Cuando quieras deshacerte de las heces, puedes utilizar una pala higiénica de plastico o de acero inoxidable y depositarlas en una bolsa de plástico que se pueda cerrar fácilmente. Las de cocina con sello hermético de plástico son muy recomendables.
  • Si decides cambiar de caja no lo hagas de manera brusca. Déjale durante unos días los dos modelos para que se vaya acostumbrando y no se ‘despiste’.
  • Normalmente, la mayoría de gatos no suelen comer e ir ‘al baño’ en el mismo lugar. Por eso te recomendamos que su bandeja o caja estén lejos de sus comederos, preferiblemente en una zona tranquila y aireada.
  • Que un gato utilice su caja adecuadamente depende también de lo limpia que la tengamos. Eliminar regularmente las heces y la arena sucia ayudará al comportamiento y a la salud de nuestro amigo.
  • A la hora de limpiar su bandeja o caja, intenta no utilizar lejía ni amoníaco ya que los gatos son muy sensibles a su olor y le alejarán. Utiliza un jabón normal (tipo gel de baño) y aclara con abundante agua.
  • Aplica la ‘lógica gatuna’: si tienes 2 gatos, deberías tener 2 o tres bandejas. Si tienes un gato y tu casa tiene 2 pisos, entonces necesitarás 2 bandejas, una para cada piso.

Cómo limpiar el comedero y bebedero de mi mascota

¿Debo limpiar constantemente el comedero o bol de mi mascota?

Cómo limpiar el comedero de mi perro o gato - WakuplanetNo me cabe duda de que cuidas la alimentación de tu mascota al detalle. Controlas y sabes que tipo de alimentación necesita y procuras que nunca le falte comida (a sus horas) y agua.
Pero… ¿dedicas el mismo cuidado a la limpieza de su comedero o bebedero? ¿Estarías dispuesto a comer cada día del mismo plato sin haberlo limpiado? La respuesta es prácticamente obvia, no?
Aunque tu mascota relama el plato y deje el bol como una patena, debes saber que siguen quedando restos de comida y que son un foco de virus y bacterias. Lo mismo sucede con los bebederos, donde es probable que quede agua estancada que se convertirá en el perfecto hogar para la aparición y proliferación de parásitos, que pueden repercutir seriamente en la salud de tu mascota.

Existen numerosos problemas derivados de la acumulación de gérmenes en el comedero o bebedero de tu mascota. Uno de los más comunes es que simplemente el animal deje de comer o beber. Se niegue a hacerlo en un recipiente sucio. Por eso, es recomendable lavar (a conciencia) los recipientes por lo menos una vez al día.

En este post he resumido en 4 puntos básicos lo que debes tener en cuenta a la hora de limpiar los “platos” de tu mascota para que se pueda pegar un buen festín en toda regla.

  1. Retira todos los restos de comida o agua que pudiera contener el recipiente. Mi consejo personal es que lo hagas con un papel de cocina absorbente o una servilleta ya que quedará impregnado de la grasa que pueda haber quedado y te ayudará a eliminar las sobras más fácilmente.
  2. Una vez eliminado los “restos grandes”, llena el fregadero con agua caliente e introduce los recipientes.
    Otro consejo, es que destines un estropajo solo para esta tarea con el fin de no mezclar restos, bacterias y demás con tu vajilla. Es recomendable también que utilices jabón para manos ya que en caso de dejar restos será menos tóxico para tu mascota.
    * Otra opción para limpiarlos es mediante el uso de una mezcla de vinagre y agua en vez de jabón.
  3. Aclara con abundante agua para no dejar restos de jabón que podría resultar tóxicos para tu mascota y provocarle molestias intestinales y vómitos.
  4. Déjalos secar y verifica que no queden olores, manchas, restos o una colonia de bacterias en ellos.
También puede que te plantees si puedes lavar el comedero de tu mascota en el lavavajillas, ¿verdad?

Actualmente existen diferentes tipos de comederos / bebederos que son aptos para introducirlos en el lavaplatos pero seguro que te has preguntado si mezclar tus platos y demás utensilios de cocina con los de tu mascota es una buena idea. Para salir de dudas, me he puesto en contacto con SIEMENS, fabricantes de mi propio lavavajillas, y muy amablemente  me han contestado lo siguiente:

se puede lavar un comedero de perro en el lavavajillas

Respuesta de Siemens

Debe saber que la mayoría de lavaplatos o lavavajillas dado su funcionamiento a altas temperaturas eliminan los foco de infeccion en un 99,99% de los casos. Entonces, de ti depende si quieres mezclarlos con tu vajilla o no.

Eso sí antes de hacerlo, asegúrate de que los recipientes de la comida de tu mascota son aptos para el uso en lavavajillas y pueden soportar altas temperaturas.

Cómo Elegir un Transportín para Gato

¿Qué debes tener en cuenta antes de comprar un transportín o bolso para tu gato?

elegir transportines para gatosSi tienes un gato, no hay duda de que probablemente llegará el día en que tendrás que utilizar un transportin o bolso para transportarlo. Esto puede ser debido a que te lleves a tu mascota de viaje contigo, a una mudanza, una visita al veterinario, etc. Sea cual sea el motivo, debes asegurarte de comprar el habitáculo adecuado que se adapte a las necesidades de tu mascota.

Existen diferentes tipos de transportines para gatos, los rígidos y los blandos, conocidos también como bolso para gato, fabricados en plástico duro, tela, goma, etc. Piensa y ten en cuenta el tipo de viaje que vas a realizar con tu gato y dependiendo de esto, elige un tipo de transportín o de otro para que haga la situación más placentera para tu mascota.

Algunos puntos que tienes que tener en cuenta a la hora de elegir:

  1. Si tienes un gato grande, opta por comprar un habitáculo que tenga una puerta grande y un interior espacioso en el que tu mascota pueda recostarse y darse la vuelta sin problema.
  2. Si tu gato tiende a agarrarse y  clavar sus “adorables uñitas” en cualquier superficie, será mejor que optes por un transportín rígido de plástico duro en vez de un bolso de materiales blandos para evitar grandes desperfectos o que el animal pueda hacerse daño.
  3. Si vas a realizar trayectos largos ya sea en coche, en avión, en tren, etc. Te recomendamos que adquieras un transportín rígido. Puesto que son habitáculos más estables, perfectamente ventilados a los que podras incluir recipientes para la comida y agua y a su vez son desmontables y te será más fácil habituar a tu mascota a ellos y limpiarlos.
  4. Si tu gato es pequeño y vas a hacer un viaje corto o vas a dar un paseo, un bolso será el habitáculo perfecto para llevarte a tu gato contigo. Los bolsos para gatos suelen fabricarse con materiales blandos y están provistos de rebordes duros para evitar que se deformen al introducir el animal en ellos. A los lados están provistos de malla que permiten una mayor ventilación y a su vez que el gato pueda mirar hacia fuera.
  5. Te recomendamos que si vas a realizar trayectos largos en avión optes por un transportín rígido que tenga buena ventilación y que estén homologados. En las condiciones y políticas de viaje de tu compañía aerea encontrarás toda la información sobre que tipo de transportín puedes utilizar.

Algunos consejos para hacer el viaje de tu gato más agradable.

Tal y como hemos comentado antes, sea un trayecto largo o corto, haz que tu gato se sienta en su habitáculo de transporte, como en casa.

Para ello, aquí tienes una serie de consejos fáciles y básico:

  • Procura proveer y acondicionar el transportín o bolso de viaje con una manta o un cojín para que tu mascota viaje de manera cómoda y confortable y se sienta protegido.
  • Intenta acostumbrar a tu gato al transportín. Días antes del trayecto sitúa el transportín en una zona visible en tu casa que esté al alcance de tu mascota para que pueda entrar y salir de el a su antojo y no le resulte un lugar completamente desconocido el día de viaje. También puedes premiarle con una golosina cada vez que entre en el por voluntad propia. Acostumbrarle al habitáculo con antelación será más que beneficioso para tu gato.
  • Mete en el transportín alguno de sus juguetes favoritos para mantenerlo distraído durante el viaje.

 Recuerda que viajar es vivir y merece la pena hacerlo durante mucho tiempo con tu mascota

 

¿Te ha gustado? ¡Compártelo y ayúdanos a crecer!

¡Premio Dardo para Wakublog!

 

Buenos días, hoy queremos compartir contigo y celebrar que hemos recibido el Premio Dardo. Galardón que “reconoce el trabajo de los bloggers para transmitir valores culturales, éticos, literarios, personales, etc, y que lo hacen con creatividad y originalidad”.

Queremos agradecer a La Guía del Perro no sólo el otorgarnos el premio sino también, hacer especial mención a su trabajo y esfuerzo por ofrecer la mejor y más completa guía de Madrid orientada a todos aquellos que quieran disfrutar de la ciudad acompañados de su mejor amigo.

Creemos que  “El hombre más feliz del mundo es aquel que sepa reconocer los méritos de los demás y pueda alegrarse del bien ajeno como si fuera propio. “ - Johann Wolfgang Goethe - [Si estás de acuerdo,Retweet] y es por eso que, merecedores todos ellos, queremos otorgar ahora nosotros los Premios Dardo a:

1. AnimalesMascotas.com

2. My Social Pet

3. Doogweb

4. Animal mascota

5. Nutricionista de Perros

6. La Vida de Zapi

7. La Loca de los Gatos

8. Mundo animalia 

9. Acuaristica | Acuariofilia Moderna

10. Querida Mascota

11. Zidane, el perro bloggero (Blog de e-dog adiestradores caninos)

12. Educando a mi perro

13. Blog de Se admiten Mascotas

14. Minifauna.com

15. Mundo Roedor

¡Muchas gracias a todos por servirnos de inspiración!

¡Saludos y Let’s Waku!

 

Adopta o pasa al siguiente gato con Catroulette

Si te han entrado ganas de adoptar un gato trás visualizar el vídeo de mejor gato en el Internet… quizá te interese darte una vuelta por ‘ Catroulette ’ un original sitio web para la adopción felina que se basa en el modelo de Chatroulette.

Para los que lo desconocen, Chatroulette es un sitio web basado en la videoconferencia donde extraños al azar se combinan y establecen conversación a través de webcam. La gracia de este chat radica en la aleatoriedad y facilidad para “cambiar de pareja” pues, si a uno le aburre la conversación y desea hablar con alguien nuevo, simplemente pulsando el botón “Siguiente” el azar hará aparecer un nuevo extraño con el que conversar.

En este mismo principio se han basado los creadores de Catroulette, pero con la diferencia de que en vez de saltar a través de extraños, la web permite hacerlo a través de vídeos de adorables gatitos que buscan nuevo hogar.

Así Los amantes de los gatos pueden navegar entre vídeos de adopción hasta que encuentran el candidato gatuno que les gustaría adoptar.
La Web muestra a su vez  en cada vídeo un recuento de cuántas personas “han abandonado” a dicho minino haciendo que cada vez que pulses “Siguiente” se te encoja un poco más el corazón.

El proyecto Catroulette ha recibido el apoyo de varias asociaciones de adopción de Bélgica.

¿Qué le pasa Doctor?

Reconocer si un animal experimenta dolor no siempre es tan fácil como parece

como identificar el dolor de un perroEn la actualidad, existe una mejor comprensión de qué es el dolor y de cómo se transmite. Atrás quedan aquellos tiempos en que se pensaba que los animales no lo experimentaban, que lo hacían de diferente manera o que el dolor derivado de una intervención quirúrgica era beneficioso, ya que reducía su movilidad evitando así que se hicieran más daño.

Antes de poder reconocerlo, debemos saber
¿qué es el dolor?

El dolor se puede definir como una experiencia sensorial y emocional asociada al daño real o potencial de un tejido. En principio, es un mecanismo de defensa del organismo que actúa como advertencia para hacer que el individuo reaccione, reduzca su exposición a la fuente del dolor y así prevenga un mayor daño.

Tradicionalmente, se clasifica al dolor en función de su duración en agudo o crónico.  Sin embargo, los científicos consideran más correcto hablar de dolor adaptativo o maladaptativo.

El primero es una respuesta normal al daño en un tejido e incluye el dolor inflamatorio. Al producirse una lesión se liberan sustancias que producen una inflamación. Si no se actúa sobre éste, dará lugar a un dolor maladaptativo que hacen que el sistema nervioso se haga más sensible y agudice el dolor haciéndolo más difícil de controlar.

Y ahora… ¿cómo lo reconocemos?

Aunque todos los animales experimentan dolor, el cómo lo expresan depende de diferentes factores como son: la edad, la especie a la que pertenecen e incluso el propio individuo. Los recién nacidos y los animales mayores por ejemplo, pueden no mostrar el dolor de manera tan clara como a otras edades.

Por otro lado, perros y gatos tienden a esconder el dolor como un mecanismo defensivo. Esto implica que la falta de expresión no necesariamente indica que el animal no esté experimentando las consecuencias negativas del dolor. Todo esto hace que no siempre sea fácil para el propietario saber si su mascota está sufriendo y a veces también complica la labor del veterinario. A pesar de esto, existen una serie de signos que pueden servir como pista a la hora de determinar si el animal tiene dolor.

  • Alteración del comportamiento normal: la actividad del animal se reduce, pierde el apetito; si es un gato, deja de lamerse y acicalarse.
  • Expresión de comportamientos anormales: se muestra agresivo con otros animales o con miembros de la familia, hace sus necesidades (orina o heces) en sitios no habituales y se esconde (sobretodo en el caso de los gatos).
  • También puede adoptar posturas anormales como, por ejemplo, descansar en posiciones que en principio no son cómodas, llevar el rabo entre las patas, etc. También puede haber gemidos, lloros o, por el contrario, no emitir ningún tipo de sonido.
  • Reacción al contacto: cuando el propietario o el veterinario lo toca tiene una reacción exagerada; su cuerpo o la zona del cuerpo donde experimenta el dolor se tensa o incluso tiembla.
  • Parámetros fisiológicos: el dolor provoca un aumento de la frecuencia cardiaca y respiratoria, de la temperatura corporal, de la presión sanguínea y produce también una dilatación de las pupilas.

Que un animal no presente aparentemente signos de dolor no quiere decir que no lo esté experimentando. [Retweet].